Trabajar más y ganar menos, cifras de una gran desigualdad que vulnera a las mujeres

Municipio_Quilmes_2020

La Defensoría del Pueblo bonaerense analizó distintas variables relacionadas al ámbito laboral, y mostró el impacto de este fenómeno.

Menor participación en la distribución de los ingresos, mayor cantidad de trabajo no remunerado y más nivel de desocupación, son los elementos principales que explican la desigualdad que sufren las mujeres en el ámbito laboral, tal como lo mostró un análisis elaborado por la Defensoría del Pueblo bonaerense.El estudio, que el organismo que conduce Guido Lorenzino realizó en base a datos oficiales del último trimestre del año pasado, demuestra cómo el trabajo también pone en situación de vulnerabilidad a las mujeres respecto a los varones.En primer lugar, las mujeres tienen menor participación en el ingreso. De un total de 31 aglomerados urbanos nacionales analizados, reciben un 27,69% menos de ingreso medio que los varones. Sin embargo, del 61,5% de la población con ingresos, el 30,1% son varones y el 31,4% son mujeres. Es decir, hay más mujeres con ingresos, pero ganan menos que los varones.En tanto, al analizar el sector con menor ingresos, la participación de la mujer, con ingresos por $4.131.057, es más alta que la de los varones, con $1.936.057. Pero al haber más mujeres activas en este nivel, el ingreso promedio igualmente queda a favor del hombre: $3.535 contra $3.433.A su vez, al comparar los distintos niveles de ingreso de la sociedad, esta participación va disminuyendo a medida que los ingresos aumentan. En el nivel más alto, las mujeres tienen una participación del 37% y los hombres del 63%, pero no varía quién tiene mejor ingreso promedio: $85.795 contra %75.231.Otro factor que marca la desigualdad es el trabajo no remunerado, que muestra que las mujeres dedican a éste en promedio una cantidad de horas muy superior que los varones, aun incluso si se encuentran participando activamente en el mercado laboral.En este caso, al focalizarse sobre los denominados quehaceres domésticos o de cuidado, se observa que la distribución de estas tareas no remuneradas en el hogar son realizadas en un 77,6% por la mujeres a partir de los 14 años. La desocupación también aparece como otra variable que sirve para explicar el mismo fenómeno: para el Gran Buenos Aires, en el caso de las mujeres asciende al 10,4% y para los hombres a 9,6%. Lo mismo se observa en los partidos del interior de la Provincia, donde la tasa de desocupación para las mujeres llega a 11,3 % y para los hombres a 10,5%.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *