Noticia falsa reavivó las diferencias entre oficialismo y oposición

image_pdfimage_print
Municipio_Quilmes_2020

La circulación de una falsa noticia sobre la tracción a sangre reavivó las diferencias entre el oficialismo y la oposición.

Todo se inició con la publicación de una noticia que afirmaba que por orden municipal, la recolección de residuos en Quilmes iba a ser a carro y a caballo.

Fue a partir de dicha situación, que la intendenta Mayra Mendoza acusó a la oposición de generar noticias falsas con respecto a la tracción a sangre en el distrito.

“Esta mentira fue generada por concejales de Juntos por el Cambio. Es lógico. Se acostumbraron a mentir, a estafar a la gente, a engañar y así gobernaron y asimismo actuan como oposición. Hicieron de la mentira su práctica política”, expresó la Jefa Comunal en un video, al tiempo que aseveró: “la mentira se destruye con realidad y la realidad es que estamos comprando camiones nuevos para poder mejorar ese servicio que encontramos destruido”.

En ese marco, al referirse a la tracción a sangre, Mendoza no dudó en arremeter contra su antecesor: “Molina durante sus años de gobierno no hizo nada, salvo el 9 de diciembre, un día antes de terminar su mandato, reglamentó a las apuradas una ordenanza del gobierno de Gutiérrez”.

Y explicó: “Lo que pensamos hacer es trabajar en ordenar una planificación por etapas que nos permita reemplazar la tracción animal en tracción a sangre humana con vehículos y que puedan formar parte de la recolección que plantea el Municipio en los ecopuntos de las plazas y en otros proyectos que estamos elaborando”.

La respuesta

Horas más tarde, el concejal de Juntos por el Cambio, Juan Bernasconi, recogió el guante y salió a responderle a la intendente Mayra Mendoza

“Como Presidente del Bloque de JxC Quilmes espero que la intendenta Mayra Mendoza tenga prueba de las acusaciones vertidas porque las descalificaciones y la agresión no hacen más que dañar nuestra representatividad. Tanto ella como nosotros también fuimos elegidos por el pueblo”, sostuvo Bernasconi.

En ese marco, sostuvo que “en las reuniones de labor legislativa se nos suministró la información de los proyectos enviados por el Ejecutivo dentro de los cuales se encontraba la modificación del Artículo 1 de la ordenanza 11840 / 12 donde se establece que queda prohibido la tracción de tiro animal”.

“Esa misma información -continuó- es la que yo compartí con mis compañeros/as concejales en nuestra reunión de bloque y tomamos la decisión de acompañar porque se mantiene la prohibición de tracción de tiro animal y se permite la tracción de tiro humana”.
Asimismo, expresó que “también dentro del paquetes de ordenanzas enviadas por el Ejecutivo se presentaron proyectos que tienden a limitar la participación de los ediles o delegar funciones en el Ejecutivo… Eso sí no lo vamos acompañar ni a permitir”.
Y agregó: “No somos un eslabón administrativo más del Departamento Ejecutivo”.

“Como usted dijo, somos el Honorable Concejo Deliberante y estamos para representar y defender a todos los quilmeños que nos votaron y los que no”, concluyó Bernasconi dirigiéndose a la Jefa Comunal.

El MTE se sumó a la disputa

En medio de acusaciones y respuestas, el Movimiento de Trabajadores Excluídos de Quilmes también fijó postura a través de un comunicado:

Desde la Federación Argentina de Carreros, Cartoneros y Recicladores (FACCYR) queremos aclarar que lo que se va a votar en el HCD de Quilmes, es la modificación a la ordenanza que prohíbe la tracción a sangre animal y humana. Lo que se va a votar retira esta última prohibición, la de la tracción humana. Desde lo legal entonces, la tracción a sangre seguirá estando prohibida en Quilmes.

De ninguna manera se está avalando la tracción a sangre ni muchísimo menos que la recolección de basura se haga a caballo. Esa versión ridícula lanzada a los medios es totalmente falsa… Quienes repiten eso mienten con o sin intención y repiten algo que no va a ocurrir. Eso es lo cierto, más allá del conjunto de rumores y versiones mediáticas falsas y mal intencionadas.

“Como Federación hemos solicitado a su tiempo y en la justicia la impugnación, dado que esa norma no defiende el derecho animal sino que en verdad prohíbe de raíz el trabajo cartonero (11840/12) en sí mismo, como lo especifica la reglamentación tramposa y de apuro que Martiniano Molina hizo en el último día de su mandato, luego de cuatro años de dilatar la cuestión.

El trabajo cartonero es un derecho constitucional y una actividad reconocida por la Ley de Emergencia Social (27.345) que reconoce a los trabajadores de la Economía Popular y sus derechos.

Además nuestro trabajo es reconocido por la OIT dentro de la economía informal y contempla su protección, en el marco de una grave situación social y económica. Frente al debate inminente en el HCD quilmeño, queremos expresar:

1. Nuestro reclamo histórico, que no abandonamos, es que en Quilmes se avance en un sistema de reciclado que incluya a los trabajadores recicladores. Si defendemos la posibilidad de mejorar las condiciones laborales de los trabajadores carreros y cartoneros. Como ya dijimos, defendemos un derecho.

2. Los recicladores hacen un trabajo y trabajar está contemplado en la constitución nacional. Su labor logra que se reutilicen materias primas. Nadie recicla más que los carreros y cartoneros. Hacerlo en condiciones dignas, con cobertura social e ingreso digno, es una decisión política que requiere inversión. Por eso seguiremos peleando.

3. No alentamos ninguna forma de maltrato. Pero estamos convencidos que no es posible resolver esta problemática persiguiendo a los trabajadores. En tal sentido, escuchamos con expectativas positivas las palabras de la intendenta de Quilmes Mayra Mendoza, respecto de su intención de avanzar en un sistema de reciclado inclusivo. Los y las cartonerxs vamos a seguir luchando por ello.

*¡TRABAJAR NO ES DELITO!

¡NO HAY RECICLADO SIN CARTONEROS!*

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *