Se desplegó otro operativo “DETeCTAr” en Berazategui

image_pdfimage_print
Municipio_Quilmes_2020

Representantes de la Municipalidad y del Gobierno de la provincia de Buenos Aires llevaron adelante el Dispositivo Estratégico de Testeo para Coronavirus en Territorio de Argentina (DETeCTAr) en los barrios Buenaventura y Alejandro I, para localizar casos activos de COVID-19. Como ya lo vienen haciendo desde hace semanas, los equipos de salud recorrieron casa por casa, para evaluar la situación epidemiológica del lugar. De esa manera, los voluntarios, integrantes de movimientos sociales y promotores territoriales de salud pudieron encontrar personas con síntomas compatibles con el virus y realizar los hisopados en el hospital móvil.

“Realizamos un nuevo Operativo DETeCTAr, esta vez en los barrios Buenaventura y Alejandro I, que consistió en llevar adelante un trabajo de terreno para recorrer casa por casa, hablar con los vecinos y encontrar síntomas compatibles con coronavirus”, explicó la Dra. Luciana Soto, subsecretaria de Salud del Municipio, sobre la dinámica del programa. Y completó: “Si alguno de ellos presenta un síntoma, es acompañado al hospital móvil, se le hace una entrevista médica y si cumple el criterio, se le hace un hisopado para determinar si es o no portador del virus”.

En cuanto al trabajo realizado por los agentes de salud y voluntarios, la Subsecretaria de Salud contó: “Además de buscar sintomatología vinculada al COVID-19, también buscamos todo aquel aspecto que lleve vulnerabilidad a esos hogares. Por ejemplo, si hay mujeres embarazadas sin control; si hay niños sin control pediátrico ni vacunación. Por otra parte, también se vacunó a personas mayores de 65 años y pacientes de riesgo, que necesitaban la vacuna antigripal. Y se les tomó la temperatura a los vecinos”. Y siguió: “Por otra parte, se hizo un relevamiento con todos los datos de los integrantes de la vivienda y, en el caso de que nosotros tengamos que actuar, tenemos todo lo necesario para su atención”.

“En el hospital móvil se hisopó a los pacientes, mayores o menores, que tuvieron síntomas de COVID-19. Y también se indagó sobre las características socio-ambientales de cada uno para determinar cuál era el lugar más adecuado para esperar los resultados -que tardan entre 24 y 48 horas-. Si puede estar aislado en su vivienda, si tiene una habitación y un baño para él solo, puede hacerlo ahí. De lo contrario, se le ofrece llevarlo al Centro de Aislamiento El Pato, para resguardar a su familia hasta obtener el resultado del test”, relató la Dra. Soto. “Además, el Centro de Aislamiento que tenemos en Berazategui, la Casa de Retiro San Pablo Apóstol, en el Pato, es un lugar que está completamente preparado para recibir a pacientes, confirmados o sospechosos, que se encuentran absolutamente separados para que nadie se contagie. Son habitaciones separadas, calefaccionadas y con wifi para que estén conectados, no solo con el personal médico sino también con sus familiares”, adelantó la Subsecretaria, sobre el Centro de Aislamiento del distrito.

Para finalizar, la Dra. Soto subrayó sobre la importancia del respeto y el cumplimiento del Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio dictado por el Gobierno Nacional: “Es importantísimo recordar que la única manera de no propagar el virus es el aislamiento. Si uno tiene un síntoma, debe aislarse, independientemente de cuánto tarde el resultado”. Y enseguida completó, sobre cada uno de esos cuidados: “Hoy en día se contagia tan fácil el virus, que cada uno debe quedarse adentro. Por ahora no existe vacuna ni cura, entonces para no contagiar ni contagiarse, eso es lo mejor. Y si salen por una necesidad, siempre deben mantener la higiene, la distancia social y usar tapaboca. Esa es la única manera de cuidarnos entre todos”.

Esa precaución de la que habló la Subsecretaria de Salud del Municipio se vio reflejada en el testimonio de quienes residen en los barrios Buenaventura y Alejandro I. “Nos parece muy bien que se realice el DETeCTAr porque ayuda a determinar quién tiene síntomas y nos da tranquilidad. Además, sirve para que no se llenen los hospitales y las clínicas”, expresó Carlos, uno de los vecinos de la zona. En ese sentido, un claro ejemplo de responsabilidad social es el caso de Nicolás, de Alejandro I, quien relató: “Soy personal policial y me cuido mucho. Me parece perfecto que lleven adelante el testeo y la toma de fiebre en los barrios. Estoy mucho en la calle, en el patrullero o recorriendo, estoy constantemente en contacto con la gente y veo que es muy importante cuidarse”. Y completó sobre la prevención que lleva adelante desde que comenzó el Aislamiento Obligatorio: “Cuando vengo de mi servicio, me saco la ropa y me baño. Pero también me hice una pieza arriba. No estoy en contacto ni con mi hijo, ni con mi esposa. No me quiero arriesgar. Mi nene es paciente de riesgo, sufre de los pulmones, y trato de cuidarlo todo lo que puedo. Por eso hace cuatro meses los veo solo a través de la ventana. Es la forma de cuidar a mi familia y de cuidarnos entre todos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *