AVELLANEDA, [ZONA SUR]

El CELS apoya la ordenanza de Avellaneda sobre “parcelamiento y edificación obligatorios”

Municipio_Quilmes_2021

El Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) avaló la ordenanza aprobada por el Concejo Deliberante del municipio bonaerense de Avellaneda para aplicar un régimen de “parcelamiento y edificación obligatorios”, y dijo que la iniciativa servirá para “disminuir la cantidad de inmuebles y terrenos en desuso” y para “una planificación urbana más eficiente”.

“El instrumento -explicó- tiene como objetivo generar incentivos para que las personas propietarias le den una utilidad a terrenos o inmuebles que mantienen en desuso y para esto establece un impuesto diferencial sobre estos inmuebles”.

La iniciativa establece que si luego de un plazo de 8 años los propietarios aún mantienen el inmueble en desuso, “la propiedad se declara de utilidad pública y queda sujeta a expropiación, lo que significa que el Estado le compra al propietarie su inmueble a precio de mercado”.

Por su parte, el intendente municipal de Avellaneda Alejo Chornobroff, rechazó los “cuestionamientos mediáticos de sectores opositores”, a los que definió como un “operativo de confusión y difamación”.

“La ordenanza responde fundamentalmente a razones de ordenamiento territorial”, explicó Chornobroff, y agregó que “forma parte de los planes y estrategias que nos permiten consolidar políticas públicas que promocionen la integración socio-urbana y el desarrollo sostenible”.

“Surgió porque con Magdalena (Sierra) y con Jorge (Ferraresi) nos planteamos cómo repensamos el urbanismo, y lo hicimos a partir de las herramientas legislativas existentes, como la Ley 14.449 de Acceso Justo al Hábitat”, afirmó el jefe comunal en declaraciones al diario La Ciudad.

“Esta ordenanza municipal -acotó- nos permite establecer una regulación urbanística como existe en muchos países del mundo desarrollado”.

El CELS, en tanto, estimó que “tener vacío un terreno o un inmueble en una zona donde hay servicio de agua, luz, recolección de residuos, escuelas, etc. es poco eficiente en términos económicos porque obliga a destinar fondos públicos para construir nuevas redes de infraestructura cuando aún hay inmuebles disponibles que sí cuentan con esos servicios”.

“Mantener inmuebles en desuso disminuye la oferta y aumenta los precios en el mercado inmobiliario, lo cual dificulta el acceso a la tierra y a la vivienda para sectores medios y bajos”, apuntó.

“El parcelamiento y edificación obligatorios es un instrumento urbanístico reconocido e implementado en otros países. En Brasil, por ejemplo, está reconocido en el texto de la Constitución Nacional y se implementa en ciudades como Porto Alegre, Río de Janeiro y San Pablo”, señaló el CELS.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *